22
Abr
09

Siempre están

Hacía tiempo que por los pasillos del Monumental corría un secreto: la mayoría de los barras que integraban la fracción de Adrián Rousseau, habían vuelto. Y como si nada hubiese pasado, otra vez se pasean por el Monumental con cierta facilidad. Y entran a la cancha, también. ¿Que tienen derecho de admisión? No importa: ellos lo burlan con una facilidad que lleva a pensar en complicidad. En la Bombonera, justo cuando se había anunciado con bombos y platillos que nadie con entrada prohibida iba a estar, la primera línea de Los Borrachos se desplegó a piacere. Y mostró el controvertido telón contra el Grupo Clarín por el que habría cobrado 50.000 pesos, a cambio -según dicen en Los Borrachos- que entre otras cosas no les apliquen esa prohibición. Casualidad o no, el domingo gritaron el gol del Muñeco Gallardo como cualquier otro hincha en la tercera bandeja que da al Río de la Plata.

1819655-11
Las imágenes de Olé no mienten: el Uruguayo Larain, que fue empleado del club en el sector Mantenimiento con un sueldo envidiable y que había sido echado casi sin opción por la dirigencia tras la gresca del playón del 11 de febrero del 2007, dirigió todo el operativo de la tribuna enfundado en un buzo de arquero verde fluo, que tenía detrás la inscripción Vega. La elección del color fue o un acto de provocación a las fuerzas de seguridad, o una muestra cabal de su impunidad. Fuentes confiables de la barra cuentan que el Uruguayo lidera también los paraavalanchas en el Monumental y hace el trabajo que organiza el trípode donde se asienta la barra: Martín de Ramos, Joe y Caverna, quienes también estuvieron en el estadio. Es más: Martín manejó vía handy el ingreso de varios “muchachos” que no tenían entradas.

El lente de Olé también descubrió a otro barra ex empleado: Chimi, que desfiló con su camiseta de la Selección. Por ahí también anduvo el Ciruja, que no estaría en la lista, junto al Uruguayo, con su ropa de los Springboks, la selección de rugby sudafricana.

Algunos dicen que no es casual que la barra de River se rearme justo cuando se vienen las elecciones en el club y hay mucho trabajo por hacer y dividendos por cobrar. Es más: el Zapatero, que la lideró en los 90, hoy camina por el Monumental como si el tiempo no hubiese pasado jamás.

Ponele Chimi al Chori, che

chimi

Fue empleado del club hasta que lo echaron tras la gresca del playón. Pero Chimi también fue indultado: volvió a la cancha y estuvo en el superclásico, aunque está en la lista del derecho de admisión.

Fuente: Olé
Anuncios

0 Responses to “Siempre están”



  1. Dejar un comentario

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


Pasaron por el blog desde el 23/8/07:

  • 4,299,012 visitas únicas
abril 2009
L M X J V S D
« Mar   May »
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
27282930  

A %d blogueros les gusta esto: