30
Jun
11

El apriete

Olé accedió a más imágenes donde se observa que toda la primera plana de Los Borrachos comandó la amenaza. Quiénes son y qué dirigentes están apuntados.

El escándalo crece hora tras hora. Después de que Olé publicara en exclusiva las imágenes de las cámaras de seguridad donde se ve cómo cuatro hombres del riñón de Daniel Passarella ayudaron a Los Borrachos del Tablón para amenazar a Sergio Pezzotta en el entretiempo del partido con Belgrano, la Policía trabaja junto a la Justicia y el Ministerio de Seguridad para identificar a los participantes de la apretada. La tarea no es muy difícil: ayer Olé identificó a los hombres de la dirigencia, cuyos nombres ya están en la denuncia penal, y ahora, con nuevas imágenes, quedó al descubierto la primera plana de Los Borrachos del Tablón.

En el video se ve a Martín Araujo, alias Martín de Ramos, como líder de la movida. Araujo fue empleado del club en la administración de José María Aguilar y lo echaron tras la gresca de los quinchos de 2/07, cuando la barra se partió a tiros entre el grupo de Alan Schlenker y Adrián Rousseau. Araujo terminó con Adrián y copó la tribuna en 11/07, tras el crimen de Gonzalo Acro.

Junto a él se ve a Gustavo Larrain, el Uruguayo, otro ex empleado y testigo en el juicio por el asesinato de Acro. El Uruguayo integraba la lista del derecho de admisión hasta que salió de ella tras el acuerdo con el Gobierno en el Súper del Clausura 09, cuando Los Borrachos y La Doce pusieron telones a favor del Fútbol para Todos (que aún no se había instaurado) a cambio de volver a la cancha. En la foto hay otros barras que tenían derecho de admisión, como Chimi, ex empleado de la época de Aguilar, y da la sensación de que Héctor Caverna Godoy también es de la partida. Godoy, ex empleado, monitoreó el ingreso de los barras al campo de juego en el partido de ida de la Promoción.

El deschave no queda ahí: en el grupo se destacan el Gordo Ale, líder del grupo de Budge, y el Golo, violento que tiene una cicatriz en su labio y es el nexo de Los Borrachos con el sindicato de Camioneros.

Por último, la imagen trae a un hombre clave en la barra a fines de los 90 y que volvió con todo hace un año: Alejandro Flores, el Zapatero, cuadro del PJ Capital en Constitución. Junto a él caminan por el hall Flavio, que trabaja en la facultad de Derecho y el Bruja, pero no el histórico de Flores, sino uno que ingresó hace años a la barra.

Además, los funcionarios investigan un anónimo que les llegó y que plantea una hipótesis inquietante: según la denuncia, un altísimo dirigente de River, apenas por debajo de Passarella en la toma de decisiones, llamó a un grupo de barras que revista en la Anses y le pidió molestar al plantel de Belgrano en la noche del sábado, a cambio de un dinero que les fue entregado el viernes por la tarde en Libertador y Olleros, frente a una estación de servicio. La plata la habría acercado un ex capo de la barra, que bajó de una Hilux negra, y cuya sombra moscovita es omnipresente en la tribuna de River. Por esto ya se pidieron cruces de teléfonos y videos que comprobarían que la red de relación dirigencia-barra es aún más grande de lo que se creía.

Radiografía de un poderoso

Riccio está siempre.

La primera imagen a la que accedió Olé era elocuente. Allí, Gabriel Riccio, el hombre fuerte de Seguridad en River aún cuando no figura en la planta de empleados de la institución, le da órdenes a quienes tratarán con los barras. Riccio comenzó a tener influencia en River cuando Los Borrachos volvieron del Mundial de Alemania.

Ahí, a sabiendas de que el Coprosede que lideraba Mario Gallina los tenía en la mira, ofreció sus servicios para hacerles más fácil la vida con las fuerzas de Seguridad, según consta en varias denuncias judiciales donde también se lo sindica como hombre de Mario Israel, el todopoderoso secretario de Aguilar.

De Riccio se dice que es cercano a la SIDE y a la Bonaerense. De hecho lo acusaron de permitir a Adrián Rousseau burlar el derecho de admisión en Avellaneda, en el Apertura 06, contra el Rojo.

Tras la victoria de Passarella, Riccio siguió en River. Según el sitio web Urgente 24, impulsó bajar el contrato con la empresa de seguridad privada Siseg, para contratar a otra, American Guard, que no estaba habilitada, lo que generó un escándalo. Aún así, se mantuvo. Y como se ve, con mucho poder.

fuente: olé
Anuncios

0 Responses to “El apriete”



  1. Dejar un comentario

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


Pasaron por el blog desde el 23/8/07:

  • 4,325,049 visitas únicas
junio 2011
L M X J V S D
« May   Jul »
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
27282930  

A %d blogueros les gusta esto: