07
Mar
15

Sumá vino que acá traigo más Borracho

Arde el proceso por asociación ilícita de la barra: la jueza, que sólo tenía las causas de la disidente, pidió las de la oficial y del club.

Tardó en entender que todos son lo mismo. Que no es una pelea entre buenos y malos sino que ambos bandos conforman ese grupo delictivo llamado Los Borrachos del Tablón. Pero al cumplirse 100 días algo cambió: la jueza Fabiana Palmaghini empezó a correr el velo sobre la barra brava de River y ahora va en la dirección lógica. Porque además de acusar por asociación ilícita a los capos de la facción disidente que atacaron a la oficial en la confitería del club el 25/11/14 (de hecho, puso a tres en prisión y otros dos tienen pedido de captura), pidió a los restantes juzgados que le envíen las causas donde están imputados miembros de la barra. Allí se va a encontrar con lo que se sabe de antemano: los violentos de la facción oficial, que fueron víctimas en la confitería, son victimarios en tantos otros hechos (ataque al representante de Inferiores Sergio Ferreyra, apretada al árbitro Sergio Pezzotta en la Promoción, proceso por la batalla de Playón, causa por tenencia ilegal de armas de guerra). Y de todas ellas, pidió una que quema: la que está radicada en el juzgado 10, a cargo del doctor Fernando Caunedo, por reventa de entradas, en donde no sólo está imputada la cúpula Borracha sino también varios ex dirigentes (con Daniel Passarella a la cabeza), empleados, policías, empresarios que hacen shows en el Monumental y un hombre llamado Diego Rodríguez, que es ni más ni menos que el hermano de la ministra de Seguridad de la Nación. Esa causa había sido impulsada por el fiscal José María Campagnoli quien, vaya casualidad, también actúa en ésta, aunque la jueza no le delegó la investigación.

2010_11_10_40752859-borrachos

Es en este marco que no fue un allanamiento más el que se hizo el miércoles en el Monumental y que duró cerca de seis horas. La jueza quiere atacar las fuentes de financiamiento de la barra, origen de todas las guerras internas, y supone que en la actualidad se mantiene la misma estructura delictiva aunque quizá con menor grado de impunidad. Y va por ello.

Una de las cuestiones que podrían darle la razón tiene que ver con la presencia de barras en derecho de admisión o suspendidos como socios dentro del estadio y también en las instalaciones del club. Por eso se llevó los videos de los últimos diez días, para intentar refrendar la hipótesis. Claro que no es tan fácil de probar: el día del ataque a la confitería, las cámaras del bar insólitamente tomaron a los socios corriendo pero no a los barras de ambos bandos. Habrá que ver si esta vez, las imágenes son más precisas. Pero lo cierto es que 100 días después, por fin va por todo. Y quizá los presos sumen varios más.


0 Responses to “Sumá vino que acá traigo más Borracho”



  1. Dejar un comentario

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


Pasaron por el blog desde el 23/8/07:

  • 4,224,782 visitas únicas
marzo 2015
L M X J V S D
« Feb   Abr »
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031  

A %d blogueros les gusta esto: