Durante el Mundial 06

La barrabrava de River llegó al Mundial con 43 integrantes, 35 de los cuales tubieron prohibido su ingreso a los estadios desde el partido de octavos de final ante México porque en el último encuentro de la primera fase, frente a Holanda en Frankfurt, se ubicaron en lugares diferentes a los que indicaban sus entradas.

Tal como les ordenó la FIFA, en el encuentro ante los mexicanos no fueron a la cancha. Pero “Los Borrachos del Tablón” le aseguraron a dirigentes de la AFA y a encargados de seguridad de la propia FIFA, que “a partir de ahora quieren hacer las cosas como corresponden”.

Los barras de River vivieron en un camping en las afueras de Munich y viajaban a las sedes donde jugaba la Argentina los mismos días de cada partido.

Tras el partido ante Holanda, 35 de los 43 integrantes de la barrabrava “millonaria” fueron demorados durante dos horas por la policía alemana por ocupar lugares que no les correspondían y negarse a abandonarlos una vez que se les solicitó eso.

Como esa situación también se había dado en los encuentros frente a Costa de Marfil y Serbia y Montenegro, los encargados de seguridad que la FIFA tiene en las canchas le solicitaron a la policía alemana que los demorara a la salida del estadio de Frankfurt, donde les tomaron los datos y les sacaron fotografías a todos.

Además, los barrabravas fueron instados a firmar un documento por el cual renunciaban a seguir concurriendo a los estadios durante el Mundial pese a contar con entradas. Ante la negativa a firmar, la policía local los detuvo a pedido de la FIFA hasta que el máximo organismo del fútbol mundial desistió de obligarlos a rubricar dicho documento.

Con todo, la FIFA les hizo saber que podrían ser deportados de Alemania en caso de desobedecer su decisión y los notificaron de que también se les abrirían causas judiciales de orden internacional a cada uno de los 35 implicados si intentaban ir a los partidos que restaban del Mundial.

Jugador n°6

En noviembre del 2006, Alan Schlenker fue condenado con cuatro días de arresto en suspenso, cuatro fechas sin poner concurrir a la cancha cuando el equipo “millonario” jugara de local y 400 pesos de multa, acusado de exhibir una bandera para provocar a hinchas de Boca Juniors.
El proceso se llevó a cabo en el juzgado contravencional 18, ubicado en Tacuarí 134 de esta capital, a cargo de Ricardo Baldomar.
“Voy a solicitar cuatro días de arresto efectivo y un año de prohibición de entrada a los estadios”, le había explicado a Télam el fiscal Sergio Lapadú.
Esta es casi el máximo de la pena prevista por el artículo 98 del Código Contravencional Porteño, que castiga a quien incite a la violencia o perturbe a otra parcialidad.
Schlenker fue acusado de haber exhibido, durante el superclásico jugado el 26 de marzo del 06, una bandera que decía “Boca jugador número 6”, lo cual fue filmado desde la sala de situación de la Policía Federal.

Esta bandera habría sido una “burla” debido a que la hinchada de Boca -conocida como “La 12”, concurrió a un Mundial de Fútbol 5 que se realizó en el estadio Obras, y en ese momento ya se sabía que luego no asistiría al Mundial de Fútbol de Alemania, donde se iban a encontrar con simpatizantes de River.
Alan se encontraba ubicado en la popular sur alta de la Bombonera y tras corroborar las imágenes, Lapadú hizo la denuncia de oficio.
En esta causa, también estaba imputado Hugo Adrián Rousseau, quien admitió su responsabilidad y se sometió a un juicio abreviado en el que fue condenado a dos días de arresto en suspenso, a la prohibición de concurrir al estadio de River dos partidos y al pago de 400 pesos El Trapito, un comedor de La Boca.
Alan, en tanto, siempre rechazó las imputaciones y aseguró que no era él quien portaba la bandera.

Fuente: lt10digital

Muñeco vs. Mostaza

En enero del 06, LBDT, que a modo de protesta arribaron al Estadio “José María Minella” de Mar del Plata a los nueve minutos del primer tiempo del partido que se disputaba frente a Independiente, se dedicó a insultar al futbolista Marcelo Gallardo y a expresar su cariño al ex técnico del equipo Reinaldo Merlo.

“Gallardo, hijo de puta, la puta que te parió”.

“Che Gallardo vigilante, andá a hacerle la cama a la concha de tu madre”.

“Olelé, olalá, a todos los traidores los vamos a matar”.

“Miren miren qué locura, miren miren qué emoción, Merlo es hincha de River no como Gallardo que lo traicionó”.

A pesar de la insistencia y los reiterados cantos, todos en una misma dirección, la barra careció de significativo respaldo del resto de los simpatizantes. Luego de acordarse del futbolista y de su madre, la hinchada lanzó encendidas muestras de cariño hacia el entrenador saliente, cantando “Merlo, querido, la hinchada está contigo”, en emotivo homenaje de despedida. Inmediatamente acometió contra todo el plantel al entonar “Borombombom, Merlo es de River y ustedes no”, para finalmente pedirle a los futbolistas que “transpiren la camiseta”, a pesar de que, en ese momento, iban ganando por 1-0, y dejar sobre el final una consigna clara: “Si no ganan la Copa qué quilombo se va a armar”.

Fuente: Radio Cooperativa Colombia

El 29 de octubre del 2006

Alan Schlenker, llegó al estadio de Racing a las 15.05. Lo hizo en compañía de su abogado, Sebastián Rodríguez, y una escribana, la Dra. Migone. Pero no pudo ingresar. ¿El motivo? Era uno de los cuatro hinchas visitantes para los cuales Independiente había solicitado, junto con el Comité Provincial de Seguridad Deportiva (CoProSeDe), el derecho de admisión. Por eso, y luego de que se labrara un acta, dio media vuelta y se retiró.

river1.jpg

Los otros tres hinchas de River que tenían prohibido el ingreso no intentaron ingresar. Adrián Rousseau se encontraba en las inmediaciones del estadio, pero no habría pretendido entrar (según Alan, sí entró y fue uno de los causantes del distanciamiento). En cambio, los hermanos Montiel directamente no habrían ido a Avellaneda.

El operativo policial (hubo 850 efectivos) estuvo a cargo de la Comisaría 1ª de Avellaneda, y comenzó a las 10 de la mañana, cuando se colocaron las primeras vallas. Pero recién a las 13.10 comenzaron los cacheos. En principio, los hinchas de River ingresarían por dos accesos, pero para facilitar el control se resolvió que lo hagan por uno solo: el de Colón y Pedro de Mendoza, a 150 metros de la cancha de Racing.

¿En qué consistió el operativo? Fue conjunto, y participaron miembros del CoProSeDe (el abogado Gustavo Lugones), de Independiente (el delegado de seguridad Osvaldo Barco) y de la Policía (con el comisario Salvador Baratta a la cabeza). Había listas con los nombres y las fotos de los hinchas que tenían prohibido el ingreso, y los iban chequeando a medida que el público ingresaba. Ante la duda, la Policía separaba de la fila a las personas y les hacía decir su nombre y sus datos personales a una cámara, para que queden registrados. En total, cerca de 50 personas realizaron este procedimiento.

Todos pudieron ingresar sin inconvenientes, menos Alan Schlenker. Williams, su hermano, fue con él y entró, porque no integraba la lista. Autoridades policiales y del CoProSeDe estuvieron el primer tiempo en la sala de video del estadio tratando de chequear si Adrián Rousseau estaba en la popular visitante. “Por Colón y Mendoza no entró, estuvimos ahí desde la una”, aseguró Lugones. Y en los más de diez monitores tampoco se lo pudo ver.

Para ver los videos de este hecho pulsar acá.

La Batalla del Fortín

Pelea entre La Banda de Gonzalo y La Banda del Oeste, en el estadio de velez el 30 de marzo del 2008:

Superclásico en la bostonera (Clausura 2007)

Alan (en el período en que controló la tribuna a la distancia) manda a sacar todas las banderas colgadas del alambrado, para que quede solamente el trapo que acusa “AGUILAR CHORRO”, dejando de manifiesto su posición y oposición a la gestión comandada por Aguilar.

Después de la Emboscada del Playón

Después de ésta gresca al final del partido contra independiente, intento de Adrián de recuperar bombos y banderas, vino el partido contra san lorenzo el 13 de mayo del 2007. Se había corrido la bola desde el lado de Rousseau, de que habían logrado recuperar la bandera con los retratos de los ídolos riverplatenses, cosa que quedó desmentida cuando la gente de Schlenker comandada por La Banda de Palermo, la mostró en la cancha. Nótese también cómo La Banda de Palermo demostraba su poder cruzando una bandera con su nombre en medio de la barra.

Caravanas de visitante

Combate contra hinchas de Oriente Petrolero en el 2006

Los capos identificados por la televisión en Alemania 06

Adrián dirigiendo en la tribuna

Adrián y su gente a la salida del velatorio de Gonzalo Acro

El Cavegol con Los Borrachos:

Los 14 en Japon en el 96:

Varias en medios gráficos:

LBDT en Alemania 06:

lbdt-en-alemania1lbdt-en-alemania2

Vodpod videos no longer available.

Subiendo los trapos y las sombrillas a la Sívori Alta:

subiendo-trapos

Caminando a la voca (2006):

CAMINANDO A LA BOCA

Encapuchados con el trapo de la vosta (11 de febrero del 2001)

robadamendoza2

El desafío de la barra brava de River a la policía fue planeado y premeditado. Una vez más, un partido de fútbol fue utilizado por hinchas marginales para dirimir cuestiones que nada tienen que ver con el juego. El episodio ocurrido anteayer en el Monumental guarda relación con los incidentes del superclásico disputado el 21 del mes último en Mar del Plata, cuando la policía se enfrentó con la hinchada en la popular al pretender retirar una bandera. Como se recordará, esa noche quedó muy cuestionada la labor de los efectivos porque se desató una feroz batahola en plena tribuna, mientras se disputaba el encuentro con Boca. Los hechos le costaron el puesto al comisario Deeraldo Luziaga, encargado del operativo.

Hace 48 horas, en ocasión del cotejo ante Estudiantes, la barra de River, identificada como los Borrachos del Tablón, preparó una provocación para la policía. A minutos de empezar el encuentro, el grueso del grupo, que habitualmente ingresa por una de las bocas de acceso de un costado en medio de cánticos y saltos, llevó una larga bandera de Boca.

No fue lo único. Una vez ubicados en el corazón de la grada, alrededor de 30 hinchas se colocaron capuchas negras. ¿El motivo? Taparse el rostro para no ser identificados por el circuito de cámaras y videos que posee el Monumental para registrar el movimiento de los hinchas y detectar posibles delitos. También hubo cánticos agraviantes y desafiantes para la Policía Federal, invitándola a que los fueran a buscar. Sin embargo, la policía no intervino ni hubo detenidos. ¿Por qué se mantuvo ajena? ¿Cómo se ingresó una bandera que supera las medidas permitidas (dos por dos metros) y pertenece a un rival?

El subcomisario Carlos Alberto Cheroni, perteneciente a la comisaría 51a. y jefe del operativo en el Monumental, le comentó a La Nación : “No puedo asegurar que la bandera estuviera dentro del club, pero dudo de que haya sido ingresada desde afuera. Se realizó el cacheo individual en el acceso al estadio. Después, por el sistema de video, detectamos a 10 personas encapuchadas. Requisar esa máscara es casi imposible, ya que la pueden llevar en el bolsillo como un pañuelo doblado. Si no intervinimos en la triubuna fue porque tratamos de hacer un trabajo de investigación. No quisimos provocar males mayores en una tribuna que tenía a 2000 personas. Digamos que utilizamos el criterio menos malo.Ya tenemos a cinco hinchas identificados, con sus datos y domicilios. Nos faltan cinco más. Serán citados y derivados a la fiscalía 1a., jurisdicción Belgrano”.

Hay una observación que difiere con la postura policial: habitualmente, la barra brava, que se moviliza en grupo, no es sometida al cacheo, lo cual sí ocurre con los demás simpatizantes.

La exhibición de una bandera rival es una falta al artículo 59, referido a la provocación TIMEdeportiva, del Código de Convivencia Urbana, que integra el Código Contravencional de la Ciudad de Buenos Aires.

El subcomisario Cheroni informó que horas después del partido, en jurisdicción de Vicente López, fue interceptado por la policía un automóvil Peugeot, ocupado por cuatro personas; se encontraron dos armas de fuego y dos capuchas de las usadas en el Monumental; dos individuos admitieron haber llevado la bandera de Boca. Se le dio intervención a la fiscalía de Vicente López.

Lo que está claro es que la estrategia de seguridad empleada en el Monumental fue diametralmente opuesta a la aplicada aquella noche de Mar del Plata, cuando no se midió el riesgo de quitar una bandera -en este caso era de River, pero con medidas más amplias a las autorizadas- en una tribuna repleta, con el consecuente desbande de corridas, proyectiles y gases lacrimógenos, que en la segunda etapa derivaron en la suspensión.

Anoche, el subcomisario Cheroni estuvo reunido durante dos horas en el Monumental con el presidente David Pintado, el vicepresidente Alfredo Davicce, Ramón Cruces y Oscar Arteach, encargados del área de seguridad.

Tras el encuentro, Davicce expresó: “El subcomisario nos estuvo dando las explicaciones pertinentes. Nos dijo que se trató de evitar un caos, por eso no intervinieron en la tribuna. Lamento la aparición de una bandera de Boca, porque lamentablemente todo era una fiesta”.

Antes de cada partido River se encarga de controlar en el Monumental que no haya ocultos elementos extraños o contundentes.

1188862783_f

Cuando la policía detuvo a los cinco jóvenes que huían por las calles de Vicente López, no se imaginaba que poco después confesarían lo que hasta ahora no se dijo públicamente y menos por escrito: que en las tribunas de la cancha de River les habían dado capuchas y camisetas de Boca para que, en las filmaciones de disturbios, los confundieran con barrabravas del club xeneize.

El caso comenzó el domingo último, cuando en River v. Estudiantes, en Nuñez, una bandera de Boca (de unos 30 metros, medida prohibida) apareció en la tribuna local.

Luego del partido, advertida de los hechos, la policía bonaerense comenzó la búsqueda de los hinchas que aparecían en las filmaciones de seguridad. Los encontró el domingo por la noche, en una calle de Vicente López, donde les dio la voz de alto. Pero los jóvenes desoyeron la orden y, en un Peugeot 505, comenzaron un raid que culminó con el auto chocado contra una camioneta, en Fleming y Drago, Munro.

Allí fueron detenidos Alejandro Héctor Guzmán, de 30 años, vestido con una camiseta de River Plate; Aldo José Rojas, de 23; Pablo Girón (sí! Cucaracha), de 24; Cristian Maier, de 25 años, y Debian Manuel Abarca Aguirre, de 20 años.

Se les secuestraron dos armas: una Browning 9 milímetros -considerada un arma de guerra- y un revólver de uso civil marca Doberman, de calibre 32 largo, y dos capuchas de color negro, similares a las que aparecen en las filmaciones.

Los detenidos fueron indagados por la fiscal Emilia Prada y ahora la jueza de garantías Marcela Delanghe tiene cinco días -caducan el viernes- para decidir la suerte de los reos.

“Llamó la atención -dijo a La Nación un viejo sabueso policial con acceso a la instrucción- que los detenidos admitieran lo de las capuchas y lo de las camisetas. Hasta ahora no figuraba en ningún expediente. Si esto es verdad, les va a traer problemas a los clubes.”

La misma fuente explicó que, debido a la incomunicación, los reos no pudieron ponerse de acuerdo para declarar y cayeron en profundas contradicciones: dos de ellos dijeron que las armas les pertenecían.

Además, una de las armas tiene un pedido de secuestro anterior en otra causa, lo que convierte al dueño en “encubridor” de otro delito que, al igual que la tenencia ilegal de armas de guerra, es excarcelable. “Si no tienen antecedentes, el viernes tendrían que quedar en libertad”, dijo la misma fuente.

Si bien la bandera no fue encontrada entre las pertenencias de los detenidos, ayer se comentaba que las capuchas serían un elemento de prueba para investigar en el futuro.

Al admitir que tanto las capuchas como las camisetas se las dieron “en la cancha”, seguramente los instructores interrogarán a los dirigentes de River. David Pintado, titular del club, dijo: “Es insólito pensar que un dirigente de River les entregó las capuchas”.Según un cable de la agencia Télam, Mayer y Abarca Aguirre fueron vistos en la cancha el domingo.

dada

Si pagan una caución de entre 1000 y 1500 pesos, quedarán en libertad en la madrugada de hoy los cinco detenidos sindicados como los presuntos barrabravas de River que habrían desplegado, encapuchados, la bandera de Boca -de unos 30 metros- en ocasión del partido que el equipo millonario le ganó por 6 a 2 a Estudiantes, en la primera jornada del Clausura realizada el 11 del actual, en el Monumental.

Como se recordará, los cinco presuntos barrabravas fueron detenidos en un procedimiento policial en Fleming y Drago, en Munro, mientras se desplazaban en un automovil Peugeot 505, oportunidad en que fueron secuestradas dos armas de fuego -una de ellas considerada de guerra- y dos capuchas de color negro.

En el caso tomó intervención la jueza Marcela Delanghe, a cargo del Juzgado de Garantías Nº 3 de San Isidro, quien dispuso la libertad de los detenidos, previo pago de una fianza. Anoche, a última hora, los detenidos fueron notificados y se estimaba que, con la presencia de sus defensores, saldrían en libertad, en tanto continuará la causa.

Sobre la base de la falta de antecedentes, la magistrada dispuso la libertad de Alejandro Héctor Guzmán, de 30 años; Aldo José Rojas, de 23; Pablo Girón, de 24, y Cristian Maier, de 25, todos argentinos.

También la libertad de Debian Manuel Abarca Aguirre, de 20 años, chileno. En este caso se comprobó que tiene causas en trámite por intento de hurto y tenencia de estupefacientes para consumo propio. De todas maneras, ambos delitos son excarcelables.

En todo este proceso intervino la Fiscalía Nº 8 a cargo de la doctora Emilia Prada.

Por otro lado, la Fiscalía Nº1 de la jurisdicción del barrio de Belgrano, a cargo de la doctora Verónica Andrada, pidió a sus pares de San Isidro los elementos obrantes -incluso las capuchas- para su investigación en el ámbito de la Capital Federal, ya que fueron muchos más los encapuchados que estuvieron en el Monumental y no fueron detenidos, También para ser tenidos en cuenta – siempre en el ámbito de la Capital Federal- los antedentes de los cinco detenidos en la provincia de Buenos Aires.

En el momento de su defensa, los detenidos adujeron que la bandera y las capuchas les fueron entregadas en las tribunas, por lo que la Justicia sigue de cerca los movimientos de los Borrachos del Tablón, la barra violenta de River.

DEP-TRIBUNA  -1-10-2-01

Hasta anoche, Debian Manuel Abarca Aguirre, de 20 años, chileno, era el único detenido en la Seccional 2da. de Florida, en el partido de Vicente López, porque no pagó la fianza de 1500 pesos.

Abarca Aguirre fue uno de los cinco detenidos por la policía provincial, horas después del partido entre River y Estudiantes, realizado el domingo último en el Monumental, ocasión en la se advirtió en una de las tribunas a un grupo de encapuchados y una gran bandera de Boca entre los hinchas del club de Núñez.

Los otros cuatro, Pablo Girón, de 24 años; Alejandro Héctor Guzmán, de 30; Aldo José Rojas, de 23, y Cristian Maier de 25, todos argentinos, recuperaron la libertad tras el pago de una caución de 1000 pesos. En todos los casos sigue la causa abierta y, como se recordará, los cinco hinchas fueron detenidos en Fleming y Drago, en Munro, cuando escapaban de la policía en un Peugeot 505, con un secuestro de dos armas de fuegos, una de ellas considerDEP-ENCAPUCHADOS1-12/02/01ada de guerra.

Girón, en su declaración en el Juzgado de Garantías nro. 3, de San Isidro, a cargo de la jueza Marcela Delanghe, comentó que no conocía a los otros cuatro detenidos; que hizo dedo a la salida de la cancha, compartía el viaje para la zona norte. Girón fue justamente el único que tenía una capucha en unos de los bolsillos del pantalón.

En el caso del chileno Abarca Aguirre, se supo que tiene causas en trámite -todas excarcelables- y se dijo que se habría comprado que era el que portaba el arma de guerra en ocasión de su detención.

Sobre el tema, una brigada de la Seccional 51 -jurisdicción de la cancha de River- sigue detrás del resto de los encapuchados y su probable conexión con Los Borrachos del Tablón, uno de los grupos de los seguidores de River.

Asimismo, también desde la Seccional 51, se investiga a los cinco detenidos en Munro.

¿Cómo continúa esta historia?

1) Por un lado, sigue adelante la causa que se inició en los Tribunales de San Isidro y que está a cargo de la jueza Marcela Delanghe, titular del Juzgado de Garantías N° 3. En este caso, la investigación está relacionada con la tenencia de armas de guerra.

2) Por otra parte, la Fiscalía 1 de Belgrano actuó de oficio al considerar que los hinchas detenidos en San Isidro cometieron una infracción al código contravencional, al haber ingresado al Monumental con capuchas y con una bandera provocativa. Hay fotos y filmaciones que sostienen la acusación. Claro que, según un funcionario judicial, “esta causa no va a terminar en nada importante. No se les van a aplicar penas grandes. Lo máximo que les puede pasar es que les apliquen quince días o un mes de trabajos comunitarios. Es un castigo irrisorio”.

Detuvieron a hinchas de River con armas y drogas

Ingresaban en Córdoba en ómnibus; fueron 45 y la policía secuestró, además, dinero falso

Domingo 11 de marzo de 2001

CORDOBA (De un enviado especial).- La policía cordobesa esperaba este partido con un fuerte operativo, porque temía por la llegada de la barra brava de River. Y no se equivocó. Ayer por la tarde fueron detenidos 45 hinchas millonarios, que portaban armas, drogas y dinero falso.

El control comenzó mucho antes del partido y por la tarde, en la rotonda del acceso Córdoba-Pilar, los efectivos detuvieron un ómnibus para controlar el ingreso de los hinchas de River en la provincia.

Allí viajaba gran parte de la barra brava, y se secuestraron armas de grueso calibre, armas blancas, cocaína y billetes falsos por un total de 3000 dólares.

Según se supo, ocho de los 45 detenidos serían los más comprometidos porque eran los que llevaban las armas.

Independientemente de esta situación, en la cancha también hubo muchísima policía (1100 efectivos), que cercó el estadio desde varias cuadras antes.

El intenso cacheo se tornó muy complicado por la fuerte tormenta que se desató minutos antes de comenzar el partido y que hizo que varios accesos estuvieran inundados.

Fue por eso que se produjo el amontonamiento de gente y una mayor intervención de la policía.

Volviendo a la barra brava de River, hay que decir este año fue protagonista de dos hechos que derivaron en la apertura de distintas causas.

En primer lugar, el 21 de enero último, en el estadio José María Minella, en Mar del Plata, el clásico entre River y Boca debió suspenderse por los enfrentamientos entre la policía y los hinchas millonarios.

Los efectivos intentaron sacar de la tribuna las banderas que excedían las medidas reglamentarias y se encontraron con una feroz resistencia de los simpatizantes del conjunto de Núñez. Todo terminó con una batalla con proyectiles y gases en la que un policía resultó herido.

El segundo proceso se sigue contra un grupo de hinchas de River que, en la primera fecha del Clausura, ante Estudiantes, ingresaron en la popular local del estadio Monumental encapuchados y llevando una bandera con los colores de Boca.

Justamente esta semana, Javier Castrilli, titular de la Comisión de Investigación sobre la Seguridad en los Espectáculos Deportivos de Buenos Aires, había solicitado que se unificaran estas dos causas.



2 Responses to “En acción”


  1. 31 octubre, 2010 en 5:36 pm

    Por que las fotos salen todas con la cara de los barras tapadas o desfiguradas? si las peores mierdas ya estan todas guardadas, y Dios quiera no salgan nunca mas… y ademas… ya nos conocemos todos…
    Muy buena esta pagina… Saludos!

  2. 29 junio, 2011 en 1:02 am

    VAMOS EL MILLO EN LAS BUENAS Y EN LAS MALAS MUCHO MAS !!!!


Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




Pasaron por el blog desde el 23/8/07:

  • 4,251,403 visitas únicas
febrero 2017
L M X J V S D
« Oct    
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728  

A %d blogueros les gusta esto: